¿Cómo renovar las juntas de cerámica?

¿Cómo renovar las juntas de cerámica?

Catalina, experta en revestimiento de suelos

Ficha escrita por:

Catalina, experta en revestimiento de suelos

32 fichas consejo

La baldosa es un revestimiento que dura mucho tiempo sin sufrir ninguna alteración apreciable, excepto sus juntas, que se deterioran frecuentemente. Cuando se dañan, la apariencia del azulejo se vuelve menos estética. ¿La solución? Simplemente renueva las juntas. Paso a paso, sigue nuestros consejos en esta guía.

Características importantes

  • Limpiar y rascar las juntas
  • Aplicar masilla entre los azulejos
  • Limpiar al terminar la obra
Ver juntas para azulejos, ladrillos de vidrio y plaquetas de paramento

Las juntas de las baldosas a veces se ensucian mucho, se ahuecan y son irregulares. Esto se debe al paso del tiempo. Las baldosas, por otro lado, no sufren prácticamente ninguna alteración. No es necesario cambiarlo todo, solo hay que renovar las juntas para que recuperen sus propiedades impermeables y estéticas.

Hay diferentes métodos para hacerlo, pero la tarea se asemeja a la lechada original. Después de una renovación de juntas, tu habitación se verá como nueva. Las renovaciones de las juntas pueden hacerse tanto en los suelos como en las paredes, aunque en general, es en una pared donde las juntas de los azulejos se deterioran más.

Pasos para la realización

  1. Limpiar y rascar las juntas.
  2. Aplicar masilla entre los azulejos.
  3. Limpiar al terminar la obra.

Conocimientos necesarios

No se requieren conocimientos particulares para hacer este trabajo. Sin embargo, renovar las juntas es una tarea delicada que requiere precisión.

Tiempo de realización

Alrededor de una media jornada para renovar una pared de 10 m², mas 24 horas para el secado.

Número de personas recomendado  

1 persona.

Herramientas y consumibles

  • Rasqueta para juntas manual o eléctrica;
  • kit para juntas (cubo, talocha para juntas, talocha para limpieza);
  • junta con base de polvo del color deseado o masilla lista para usar;
  • recipiente para mezclar la junta;
  • bayeta o esponja;
  • paleta y espátula;
  • mezclador;
  • producto blanqueador.

Equipos de protección individual

*Esta lista no es exhaustiva. Los equipos de protección individual deben adaptarse a cada situación de trabajo.

Ver el catálogo de ManoMano
Bayeta

Limpiar las juntas

  • Empieza por limpiar las viejas juntas y elimina tanto moho como sea posible;
  • aplica un producto específico para eliminar moho o utiliza una bayeta empapada en un producto a base de lejía, limpia las juntas para eliminar todo rastro de moho;
  • espera que se seque por completo antes de comenzar la renovación de las juntas.

Rascar las juntas

Las juntas viejas pueden estar no sólo sucias sino también resquebrajadas, tener agujeros o huecos. En este caso, se deben renovar completamente.

Esto puede hacerse de la siguiente manera:

  • Rascar las juntas para recrear el espacio original entre los azulejos, como al colocar azulejos nuevos;
  • con un rascador para juntas manual o eléctricoretira las juntas existentes, lo más a fondo posible;
  • limpia bien, aspira los residuos de las juntas y aplica un producto blanqueador al conjunto, deja secar antes de rehacer las juntas.

Ten en cuenta que un rascador eléctrico es una buena inversión si la superficie a renovar es grande. Se puede usar una amoladora pequeña, con la condición de dominar bien esta herramienta para no dañar las baldosas de cerámica.

Ver el catálogo de ManoMano
Amoladora pequeña

Aplicar masilla o pasta para juntas lista para usar

Es posible renovar las juntas con una masilla o pasta para juntas lista para usar en forma de tubo. En este caso basta con:

  • Colocar el tubo en el lugar preciso de las juntas a renovar;
  • aplicar la pasta o masilla para juntas de manera uniforme, ejerciendo una presión constante sobre el tubo;
  • retirar el exceso de pasta con una espátula de goma de alicatador;
  • limpiar frotando bien con una esponja.

La renovación completa de las juntas

Después de raspar todas las juntas viejas, debes realizar nuevamente una operación de rejuntado general, como cuando se colocan baldosas nuevas. Puedes usar pastas listas para usar. También puedes optar por un mortero para juntas o lechada en polvo del color deseado. En este caso, mezcla la lechada en polvo con agua en un recipiente adecuado y observa la dosis recomendada por el fabricante. Entonces procede con su aplicación.

  • Usando una llana, talocha o espátula, aplica la masilla para juntas directamente sobre los azulejos;
  • con la pasta, extiende la lechada o masilla para llenar todos los espacios, haciendo movimientos diagonales;
  • unos minutos después de colocar la junta, pasa la paleta de limpieza muy lentamente sobre la obra para eliminar todos los residuos de lechado o de junta;
  • elimina cualquier exceso con una esponja empapada en agua limpia y bien escurrida. Se aconseja usar un kit para juntas, que es perfectamente adecuado para esta operación.

Ten cuidado, no dejes bajo ninguna circunstancia que la junta se seque en su estado actual, ya que será muy difícil de quitarla.

Ver el catálogo de ManoMano
Llana, talocha

Como en toda obra, la limpieza al final del trabajo es un paso que no se debe descuidar.

Limpia a fondo los residuos de las juntas de tus azulejos con un detergente para juntas de azulejos. Esto evitará la aparición de un velo blanquecino, que podría reducir a la nada todos tus esfuerzos de renovación.

Limpia con una bayeta de microfibra seca y comprueba que no hay más restos de juntas en los azulejos. Vuelve a pasar una esponja húmeda si es necesario. Finalmente, enjuaga tus herramientas de alicatador con agua y déjalas secar antes de guardarlas.

Ver el catálogo de ManoMano
Detergente para juntas de azulejos
Ver juntas para azulejos, ladrillos de vidrio y plaquetas de paramento

Ficha escrita por:

Catalina, experta en revestimiento de suelos, 32 fichas consejo

Catalina, experta en revestimiento de suelos

En el mundo de los revestimientos de suelo desde hace muchos años, conozco técnicamente todos los productos, desde el suelo estratificado al parqué, pasando por la moqueta o la cerámica. Mis temas diarios pasan por cómo se fabrican, de qué están compuestos, que cualidades tienen, cómo deben colocarse y mantenerse los diferentes tipos de suelo. He podido ver muchos errores en las obras por falta de información e incomprensión del producto. Como los productos evolucionan, no siempre es fácil seguir esa evolución, y los industriales son demasiado técnicos, he querido transmitir lo que yo sé, de manera clara y lúdica, para el común de los mortales. Deseo, ante todo, explicar sin prejuicios, lo que es cada producto y qué es lo que ofrece.

El ecommerce líder en bricolaje, casa y jardín de Europa

  • Millones de productos

    Muchos más que en una tienda, y sin necesidad de recorrer pasillos y pasillos

  • Entrega a domicilio o en punto de recogida

    Tú eliges

  • Cientos de expertos en línea

    Como tener a muchos Macgyver pero en línea