Cómo podar  un árbol y un arbusto

Cómo podar un árbol y un arbusto

Alberto, responsable de servicio de jardinería, Toledo

Ficha escrita por:

Alberto, responsable de servicio de jardinería, Toledo

49 fichas consejo

La poda es siempre necesaria para que tus plantas gocen de buena salud. Para llevarla a cabo, tan solo necesitas conocer algunos principios básicos y disponer de las herramientas adecuadas. ¡Ya estamos listos para elaborar nuestras obras de arte en el jardín! 

Características importantes

  • Importancia
  • Tipo de poda
  • Herramientas
  • Estación de año
Ver viveros

Los árboles y arbustos tienen varias funciones dentro de un jardín: estética, sombra, muro verde, frutos, etc. La poda debe adaptarse al tipo de árbol con que cuentes en tu jardín. Por otro lado, la poda es sumamente beneficiosa para las plantas. Llevándola a cabo, contribuimos a la eliminación de las ramas innecesarias, que hacen perder el vigor de las plantas para poder crecer de forma armoniosa.

Otra ventaja de la poda es la de poder definir la forma de las plantas desde su plantación hasta su edad adulta: se trata de la poda de formación. En el caso los árboles frutales, se realiza para favorecer su fructificación. Sin embargo, en algunos casos, la poda se limita tan solo a equilibrar el árbol o el arbusto. Este es el caso de ciertas especies que no la toleran bien.

Para podar correctamente, necesitas conocer algunos principios básicos y tener las herramientas adecuadas. Aquí hay algunos buenos hábitos que debes adoptar para llevar a cabo esta operación.

Ver el catálogo de ManoMano
árboles frutales

Los árboles y arbustos ornamentales, como su nombre indica, tienen una función esencialmente decorativa. Pueden ser interesantes por su follaje, su floración o por su corteza, o por todos estos criterios a la vez.

Cada especie tiene sus propias características: período de floración, resistencia al frío, crecimiento o necesidad de poda. La necesidad de poda se determina en términos de su crecimiento rápido y anárquico. Este es el caso del elaeagnus o pyracantha que requieren al menos dos podas por año.Como regla general, la poda siempre se realiza después de la floración. Sin embargo, debes tener cuidado con algunas especies de clima templado que requieren una poda al final del invierno o principios de la primavera. Debes tratar de evitar períodos de heladas o bajas temperaturas.

Poda de mantenimiento

La poda de mantenimiento, a diferencia de la poda de formación, se practica en árboles ya desarrollados, es decir, que ya hayan alcanzado la forma y el volumen deseados. La poda de mantenimiento se lleva a cabo en árboles aislados o en setos y se hace, esencialmente, para preservar su forma mediante la supresión de los brotes que hayan aparecido.

En el caso de la mayoría de los arbustos, generalmente se debe realizar en los períodos de primavera o otoño, dependiendo de la floración y la resistencia de las plantas. Para ello, es aconsejable informarse sobre los períodos de poda recomendados para cada especie en particular.

También puedes podar en verano, procurando evitar períodos de sequía o de clima caluroso. En el caso de los árboles, por otro lado, la poda de mantenimiento generalmente se realiza en invierno.

Poda de gran escala

A diferencia de la poda de mantenimiento, el propósito de la poda es el de eliminar las ramas viejas en la base y favorecer así el crecimiento de nuevos tallos. Debe hacerse cada tres años en el caso de los arbustos. La operación es relativamente simple: se trata de marcar las ramas más antiguas y luego cortarlas con la ayuda de tijeras para podar o de una sierra para madera.

Para podar es necesario disponer de las herramientas adecuadas y usar un equipo de protección personal. Se recomienda siempre unos guantes así como un gorro, o un casco con visera, si se está utilizando una motosierra. Aquí hay algunas herramientas necesarias para podar árboles y arbustos:

Ver el catálogo de ManoMano
Sierra para madera
Ver viveros

Ficha escrita por:

Alberto, responsable de servicio de jardinería, Toledo, 49 fichas consejo

Alberto, responsable de servicio de jardinería, Toledo

Dirijo desde hace varios años un servicio de jardinería y cuento con una clientela formada por particulares y empresas. Tengo a mi cargo un equipo de jardineros y me ocupo de la creación y mantenimiento de espacios verdes. Además de eso, aporto mi experiencia y conocimientos a mis clientes en lo que se refiere a mantenimiento y mejoras de los jardines. En este sentido, poseo una formación comercial, habiendo desempeñado diversas funciones en hostelería al inicio de mi carrera profesional. Posteriormente orienté mi carrera hacia la ordenación paisajística, en el seno de una colectividad territorial, dónde adquirí sólidos conocimientos técnicos gracias a la formación interna y a las labores de seguimiento desempeñadas en importantes obras en un municipio sometido a numerosos cambios. En el plano personal, tengo que señalar que estoy orientado hacia el arte de la jardinería. En este sentido, he creado y diseñado con mi esposa un jardín que cuido con esmero, al igual que una preciosa huerta.  ¡Y no nos olvidemos del bricolaje, también se me da bastante bien! Porque para trabajar en el jardín, también hay que saber hacer algo de bricolaje: pérgolas, cabañas, suelos empedrados, vallas y muchas más cosas... ¡Siempre hay trabajo en un jardín!   Después de haber trabajado con dedicación, mi esposa y yo solemos estar muy orgullosos del resultado obtenido y encantados de poder disfrutar de un entorno agradable y acogedor. Así que nada más sencillo para nosotros que daros consejos sobre el mantenimiento y la mejora de vuestros jardines o la elección de herramientas para trabajar. Estamos a vuestra disposición.

El ecommerce líder en bricolaje, casa y jardín de Europa

  • Millones de productos

    Muchos más que en una tienda, y sin necesidad de recorrer pasillos y pasillos

  • Entrega a domicilio o en punto de recogida

    Tú eliges

  • Cientos de expertos en línea

    Como tener a muchos Macgyver pero en línea