¿Cómo elegir escobillas para un motor?

¿Cómo elegir escobillas para un motor?

Sebastián, Manitas autodidacta

Ficha escrita por:

Sebastián, Manitas autodidacta

233 fichas consejo

Escobillas para taladros, amoladoras, son esenciales para permitir el buen funcionamiento de herramientas de motor como martillos neumáticos, cepillos eléctricos, cortasetos, etc... Con portaescobillas o conectores simples, las escobillas de grafito se pueden elegir según la marca y el tipo de herramienta.

Características importantes

  • Dimensiones
  • Calidad del grafito
  • Tipo de escobillas
Ver escobillas de carbón
Ver el catálogo de ManoMano
¿Cómo colocar un portón corredero?

Las escobillas son piezas que forman parte de un motor eléctrico en las herramientas electroportátiles como taladros, amoladoras, cepillos eléctricos, fresadoras, sierras circulares o aspiradoras.

Instaladas en la parte fija de un motor, las escobillas aseguran por contacto el paso de la electricidad al rotor (la parte giratoria). Garantizan una conmutación sin chispas.

Estos conectores, que funcionan por pares, son piezas de desgaste porque están sometidos a la fricción. Las escobillas de carbón están en contacto permanente con el rotor o los patines de anillos. Compuestas de grafito, las escobillas, también conocidas comúnmente como escobillas de carbono, vienen en diferentes tipos. Pueden llevar un muelle, un soporte (con muelle), un conector (cable + clavija) o estar desnudos (escobilla sola, sin portaescobillas).

Las escobillas también vienen en diferentes tamaños y formas (principalmente cuadradas o rectangulares) y pueden tener o no ranuras para guiarlas.

No todos los motores eléctricos de las herramientas eléctricas tienen escobillas.

En resumen, los motores sin escobillas son mejores y más resistentes, pero no están muy extendidos en el mercado y los motores con escobillas funcionan muy bien. No hay que preocuparse.

Motor sin escobillas o motor síncrono

Los motores sin escobillas, o motores síncronos, tienen uno o más imanes permanentes. Las herramientas electroportátiles con motor sin escobillas se consideran hoy en día electroportátiles de gama alta. Los motores sin escobillas tienen la ventaja de que se calientan menos (no soportan la fricción de las escobillas). Pierden menos energía y mejoran el rendimiento de la herramienta.

Motor de escobillas o asíncrono

Los motores con escobillas, o motores asíncronos, son los primeros y más comunes motores eléctricos utilizados en las herramientas electroportátiles de hoy en día. La velocidad es en función del par y depende de la intensidad del campo magnético. En realidad, el rendimiento se reduce ligeramente y la fricción provoca calor.

Ver el catálogo de ManoMano
Escobillas

Hay casi tantas escobillas como motores de escobillas. Por este motivo, y para elegir las escobillas de carbón adecuadas para tu herramienta electroportátil, debes tener en cuenta varios parámetros:

  • Las dimensiones de los grafitos;
  • el tipo de escobilla;
  • la calidad del grafito y la intensidad.  

Dimensiones de las escobillas de carbón

Las dimensiones se expresan en milímetros (mm) y representan el grosor, la profundidad y la anchura. Ten en cuenta que estas calificaciones pueden variar de un fabricante a otro (la profundidad puede llamarse longitud, etc.).

Tipos de escobillas de carbón

Escobillas de carbón con muelle

El carbón está unido a un muelle que a su vez está unido a una placa en su extremo donde se conecta un cable que sirve para el paso de la electricidad.

Escobillas de carbón en el soporte

El carbón está montado en un portaescobillas que incorpora un muelle útil para el empuje.

Escobillas de carbón solas

Las escobillas se integran en una carcasa diseñada para el carbono.

Tensión o calidad del grafito

La velocidad de rotación, el voltaje de alimentación, la intensidad, etc. influyen en la calidad del grafito. Si se selecciona incorrectamente, puede provocar un sobrecalentamiento del motor o una generación excesiva de chispas.

Escobillas con interruptor

Un interruptor en una escobilla sirve para detener el funcionamiento del motor, de la máquina, antes que el grafito se desgaste por completo, para mantener intactas las prestaciones y el rendimiento óptimo de uso. Es importante saber que en el mismo fabricante, una referencia precedida por la letra D, significa que el carbón tiene un interruptor.

Ver el catálogo de ManoMano
Cable

Los fabricantes de herramientas electroportátiles serios, que producen y venden equipos de calidad profesional, suelen ofrecer las escobillas de sus máquinas. Las referencias de la escobilla pueden estar escritas en la misma, pueden encontrarse en el manual de usuario o en la página web del fabricante. Es por ello necesario identificar el tipo de herramienta (identificación en letras y números) y buscarla por su número de referencia. 

Las escobillas suelen ser fácilmente accesibles desde la carcasa de la herramienta electroportátil. Si es necesario, se aconseja retirar el carenado, identificar el rotor y luego las escobillas o los portaescobillas en la parte fija (para cualquier intervención se debe desenchufar la herramienta).

Esto se puede facilitar buscando el despiece de la herramienta en la página web del fabricante (taladro, cortasetos, amoladora, etc.) para encontrar directamente la ubicación de las escobillas.

Ver el catálogo de ManoMano
Taladro

Si cambias las escobillas de tu amoladora, es porque están desgastadas y por lo tanto, no conoces sus dimensiones originales. Para determinarlas, hay que tener en cuenta que suelen ser de 2 a 3 décimas más pequeñas que el tamaño de la pieza metálica donde se inserta el grafito (el soporte es el portaescobillas). En caso de sobredimensionamiento, el grafito se rectifica fácilmente con papel de lija.

Ver el catálogo de ManoMano
Amoladora

Si las escobillas que has comprado son demasiado grandes, puedes rectificarlas con papel de lija (mejor con un abrasivo de grano medio). Para ello, debes lijarla de manera homogénea.

Coloca el papel de lija sobre un banco de trabajo y lija el grafito de forma plana. Pruébalo varias veces en su soporte ya que no debe tener demasiado juego en su interior. Luego limpia la escobilla.

Consiste en preformar la cara de fricción del grafito a la forma de la superficie.

Lija el carbono con papel de lija de grano medio para desgastar la cara de fricción, (la cara en contacto con la parte móvil). Ten en cuenta que cuanto más grande sea la escobilla, más amplia será la superficie de contacto y mayor será el predesbaste. Una vez que les hayas dado la forma, limpia el carbón.

Ver escobillas de carbón

Ficha escrita por:

Sebastián, Manitas autodidacta, 233 fichas consejo

Sebastián, Manitas autodidacta

Mi lema es: aprender es mejor que pedir. Y...¿cuál es la recompensa final? Pues, una cerveza bien fresquita. La curiosidad por las cosas me ha hecho pasar muchas horas haciendo bricolaje, arreglando cosas por casa, construyendo muebles...espero poder ayudaros después de todo lo aprendido.

El ecommerce líder en bricolaje, casa y jardín de Europa

  • Millones de productos

    Muchos más que en una tienda, y sin necesidad de recorrer pasillos y pasillos

  • Entrega a domicilio o en punto de recogida

    Tú eliges

  • Cientos de expertos en línea

    Como tener a muchos Macgyver pero en línea