¿Cómo hacer leña para calefacción?

¿Cómo hacer leña para calefacción?

Sebastián, Manitas autodidacta

Ficha escrita por:

Sebastián, Manitas autodidacta

233 fichas consejo

Para hacer leña para calefacción se necesita una motosierra, una sierra para troncos, una trituradora de madera y equipo de protección individual. El precio de la leña varía en función del tipo de madera, de si es dura o blanda, del secado y de la longitud de los troncos. Te contamos todo para que resulte económico.

Características importantes

  • Tipos de madera
  • Maderas duras y blancas
  • Poder calorífico
  • Tasa de humedad de la leña para calentar
  • Rapidez de combustión
  • Precio de la madera
  • Hacer leña en el bosque
  • Herramientas imprescindibles para hacer leña
  • Talar árboles
  • Almacenaje de leña
Ver máquinas para cortar leña

La calefacción con leña es económica y por ello es la fuente principal de calor en muchos domicilios o de soporte en determinadas estancias del hogar: no hay nada como el fuego para llenar de calidez los primeros días de otoño.

Preparar tu propia leña requiere de cierto rigor y de una serie de conocimientos que se van adquiriendo con la experiencia. En esta guía te contamos todo lo que necesitas saber para preparar tu leña este invierno y al final, nuestros 7 mejores consejos para utilizar leña para calefacción.

Criterios principales

La elección de madera para leña responde a una serie de criterios:

  • El tipo de madera, que puede ser dura o blanda;
  • la capacidad calorífica de la madera;
  • su tasa de humedad o de secado;
  • la rapidez de su combustión, que puede ser muy lenta o muy rápida;
  • el precio por metro cúbico, condicionado por la variedad y su tasa de humedad.

Los tipos de madera

Principales variedades de madera dura

Principales variedades de coníferas

Acacia

Alerce

Castaño

Pino mediterráneo

Olmo

Pino silvestre

Haya

Abeto

Fresno

Abeto Douglas

Roble

Pícea

Abedul

Carpe o haya blanca

Aliso común

Álamo

G1

G2

G3

Madera dura

Madera semi-dura

Madera blanda

Roble*

Robinia o falsa acacia*

Álamo*

Haya*

Castaño*

Aliso común

Carpe o haya blanca*

Cerezo silvestre

Sauce

Fresno*

Frutales diversos

Abedul*

Olmo*

/

Tilo

Arce real

/

Álamo o chopo

Nogal

/

/

Olivo

/

/

Plátano

/

/

* Las variedades señaladas con * están reconocidas oficialmente como madera para leña (normativa NF de madera para calefacción).

El poder calorífico mide la cantidad de calor liberado por la combustión completa de la leña. Se distingue entre poder calorífico inferior (PCI) y poder calorífico superior (PCS).  

Poder calorífico inferior

Es la energía emitida por la combustión de la madera (excluyendo la energía de condensación).

Poder calorífico superior

Es la suma del PCI y de la energía producida por la condensación del vapor de agua (siempre que la combustión sea completa).  

Correspondencia de valores

J/g

Kcal/kg

KWh/tonelada

J/g (julio/gramo)

1

0.24

0.278

Kcal/kg (kilocalorías/kilo)

4.18

1

1.161

kWh/tonelada (kilovatio hora por tonelada)

3.6

0.86

1

Maderas duras y coníferas

Masa aproximada de un metro cúbico con tasa de humedad del 25 %

Poder calorífico inferior en kWh/metro cúbico

Abeto

300 kg

1035 ≥ PCI ≤ 1450

Pino

350 kg

1230 ≥ PCI ≤ 1640

Alerce

350 kg

1230 ≥ PCI ≤ 1640

Haya

400 kg

1310 ≥ PCI ≤ 1680

Roble

430 kg

1440 ≥ PCI ≤ 1820

Carpe o haya blanca

450 kg

1520 ≥ PCI ≤ 1900

PCI medio de la madera según su tasa de humedad

% de humedad

MJ*/kg

kWh/kg

Dura

Conífera

Dura

Conífera

0

19

20

5.1

5.3

10

16.9

17.8

4.5

4.7

25

13.6

14.4

3.7

3.8

35

11.5

12.1

3.1

3.2

50

8.3

8.8

2.2

2.3

Con igual grado de humedad, las distintas variedades poseen aproximadamente el mismo valor calorífico.* Megajulios

Rapidez de combustión

Variedad

Muy lenta

Lenta

Rápida

Muy rápida

Roble

*

Carpe o haya blanca

*

Fresno

*

Robinia o falsa acacia

*

Olmo

*

Nogal

*

Haya

*

Álamo

*

Abedul

*

Abeto

*

Pícea

*

Alerce

*

Pino

*

El precio de la madera para leña varía según una serie de factores:

  • La región de origen;
  • el tipo de madera;
  • la tasa de humedad y su secado;
  • la cantidad adquirida o transportada;
  • la longitud de los troncos.

El precio del metro cúbico de leña varía entre los 100 € y los 200 € en función de los criterios enumerados anteriormente. Ten en cuenta que, en ocasiones deberás contar con el precio del transporte porque puede no estar incluído.

  1. Las maderas duras queman durante más tiempo que las coníferas.
  2. Algunas maderas sueltan chispas durante la combustión, como ocurre con el castaño o la robinia; por ello se desaconseja su uso en chimeneas encastrables o en chimeneas abiertas.
  3. La combustión de madera verde o húmeda genera mucho humo y favorece la obturación de los conductos de evacuación de la chimenea. Los sistemas de doble combustión reducen este efecto.
  4. El pino y el abeto generan mucho humo si la combustión no es buena, mientras que el roble, el fresno, el abedul, la pícea y el alerce generan menos humo.
  5. Las maderas resinosas como las de las coníferas obstruyen más los conductos de evacuación de humos que las maderas duras.
  6. La mejor brasa se obtiene con maderas de roble, fresno, olivo, haya, carpe, abedul, castaño, nogal y robinia.
Ver el catálogo de ManoMano
Conductos de evacuación de humos

Coger madera del bosque: la leña gratuita

Coger madera del bosque es una práctica que permite a los particulares hacerse con leña de madera gratuita. No obstante, la titularidad de gran parte de la masa forestal es privada, lo que es importante saber para evitar multas por acceder a una propiedad privada. 

Para cortar leña de un bosque público o comunal, lo mejor es consultar al Ayuntamiento para informarse de si esta práctica está permitida, y de si es necesario realizar algún tipo de gestión administrativa previa.

Es probable que debas pagar algún tipo de tasa o esperar a recibir respuesta de los agentes rurales, forestales o del estamento oficial que regula este tipo de permisos. Por ello, nuestro consejo es que antes de coger leña, consultes en el Ayuntamiento para informarte sobre la normativa vigente.

Comprar leña fresca: leña más barata 

Si dispones de suficiente espacio para almacenar y secar madera, puedes comprar leña fresca o con un alto nivel de humedad. Su precio por metro cúbico es notablemente inferior, y puedes almacenar la madera de calefacción en un cobertizo o leñero

El ahorro económico es importante a lo largo de la temporada de calefacción, y si programas su compra cada dos años, puedes alternar el uso de madera seca y semiseca si bien esto requiere de espacio suficiente para almacenarla.

Comprar troncos de 1 metro para cortar  

Otra manera de ahorrar en la compra de leña es comprando troncos grandes para cortarlos luego en casa. El precio del metro cúbico de troncos de 1 m de longitud, sale a cuenta porque la pérdida por corte es inferior que si los adquieres en troncos cortados a 33 cm.

Comprar leña directamente a un propietario forestal

En ocasiones es posible contactar con un propietario forestal que venda directamente la madera de su bosque. En estos casos el precio es realmente bajo aunque es necesario disponer de una serie de herramientas de corte. Puedes contactar con la Asociación de Propietarios Forestales de tu Comunidad Autónoma.

Ver el catálogo de ManoMano
Cobertizo o leñero

Motosierra

Las motosierras térmicas son indispensables para talar árboles. Se fabrican en distintas potencias, y para elegir correctamente una motosierra debes tener en cuenta distintos criterios. Las motosierras necesitan un buen mantenimiento (del motor) y la cadena de corte debe estar bien afilada.

Sierras para troncos

Las sierras para troncos permiten calibrar eficazmente el tamaño de los troncos. Ofrecen un gran rendimiento y como ocurre con las motosierras, hay distintos parámetros para elegir la mejor sierra para troncos, como por ejemplo la potencia del motor, la capacidad de corte, etc.

Astilladora de troncos

Una astilladora de troncos permite reducir el tamaño de los troncos más grandes. Si no dispones de una, puedes utilizar herramientas manuales como las hachas de rajar leña o una cuña. Las astilladoras de troncos (también llamadas partidoras de madera), funcionan de manera distinta en función de la energía (eléctrica, térmica o hidráulica), la posición de los troncos (horizontal o vertical), la velocidad de trabajo, las dimensiones, etc.

Hachas

Las hachas suelen utilizarse como herramientas de respaldo ya que resultan muy útiles e indispensables para realizar determinados cortes. Por ese mismo motivo, requieren afilados regulares.

Remolque

El remolque es indispensable si se contempla la posibilidad de cortar leña en el bosque o adquirirla directamente del productor. El uso de remolques está sujeto a un reglamento (permiso, etc.) del que es conveniente informarse.

Ver el catálogo de ManoMano
Remolque

Algunos consejos prácticos antes de empezar a cortar leña

Nunca vayas a cortar leña:

  • Sin avisar a algún familiar o amigo del lugar donde estarás;
  • solo, simplemente por seguridad;
  • sin teléfono móvil o mejor aún, un teléfono de obra;
  • si te encuentras mal o cansado;
  • sin las herramientas necesarias o sin revisarlas previamente.

Para realizar tareas de leñador y manejar las herramientas necesarias con seguridad, es indispensable contar con equipo de protección individual (EPI). Es recomendable utilizar:

Ver el catálogo de ManoMano
Gafas de protección

Tradicionalmente se ha recomendado cortar leña cuando la savia se encuentra en las raíces, lo que ocurre con la luna menguante.

La mejor época para cortar madera para leña es cuando los árboles se encuentran en reposo vegetativo, cuando han perdido ya todas sus hojas (en las variedades de hoja caduca) y antes del solsticio de invierno. En este momento, el flujo de savia es mínimo, por lo que la madera queda menos expuesta a los parásitos (que se alimentan de savia principalmente) y a los hongos.

  1. La mejor madera para leña no tiene un porcentaje de humedad superior al 15 %. El tiempo de secado recomendado es de aproximadamente 2 años.
  2. Los troncos deben cortarse para su almacenamiento inmediatamente después de su tala. Deben mantenerse a cubierto, al abrigo de la humedad y a una altura de 50 cm del suelo para que sequen bien.
  3. Cuando la madera está seca, se divide o se astilla a un tamaño que permita introducirlo en una estufa de leña, una chimenea, en una insert etc. 
  4. Es recomendable cubrir la madera con planchas de hierro para evitar cualquier tipo de condensación y asegurar una perfecta ventilación.
  5. Cuando la madera esté seca (después de los 2 años recomendados de secado), puede guardarse en un garaje, en una caseta o cobertizo de jardín o en cualquier otra habitación al abrigo de la humedad. Estará lista para ser utilizada.
  6. Para partir troncos grandes (> 40 cm de diámetro), utiliza una o dos cuñas para madera bien afiladas (5 cm de diámetro y 40 cm de longitud) para astillar la madera y evitar que se claven en el interior antes de conseguir partir el leño.
  7. Es muy importante elegir herramientas de mano de calidad para cortar y serrar madera (hacha, hacha martillo, sierra,etc.). Podrás trabajar con seguridad y asegurar un buen ritmo de trabajo
Ver el catálogo de ManoMano
Sierra
Ver máquinas para cortar leña

Ficha escrita por:

Sebastián, Manitas autodidacta, 233 fichas consejo

Sebastián, Manitas autodidacta

Mi lema es: aprender es mejor que pedir. Y...¿cuál es la recompensa final? Pues, una cerveza bien fresquita. La curiosidad por las cosas me ha hecho pasar muchas horas haciendo bricolaje, arreglando cosas por casa, construyendo muebles...espero poder ayudaros después de todo lo aprendido.

El ecommerce líder en bricolaje, casa y jardín de Europa

  • Millones de productos

    Muchos más que en una tienda, y sin necesidad de recorrer pasillos y pasillos

  • Entrega a domicilio o en punto de recogida

    Tú eliges

  • Cientos de expertos en línea

    Como tener a muchos Macgyver pero en línea