¿Cómo elegir insecticidas para las plantas de la terraza?

¿Cómo elegir insecticidas para las plantas de la terraza?

Ester, hortelana autodidacta

Ficha escrita por:

Ester, hortelana autodidacta

81 fichas consejo

Todas las plantas son susceptibles de padecer algún tipo de plaga. No importa que nuestra terraza se encuentre en una planta baja o en un ático: los insectos pueden afectar en mayor o menor medida a nuestras plantas de exterior.Afortunadamente, estos insectos son fáciles de detectar y de eliminar con un insecticida.  

Características importantes

  • Identificación de los insectos
  • Insectos habituales en plantas de exterior
  • Elección de insecticidas
  • Protección de las plantas
Ver insecticidas y tratamientos para tus plantas

No todos los insectos que aparecen en nuestras terrazas son nocivos para nuestras plantas. Las mariquitas, por ejemplo, se alimentan de pulgón, por lo que pueden ayudarnos a mantener bajo control una posible plaga. Todos conocemos el aspecto de las mariquitas adultas, pero sus larvas son totalmente diferentes y desconocer su aspecto puede llevarnos a pensar que son nocivas. Nada más lejos de la realidad, ya que son incluso más voraces que las mariquitas adultas.

Es recomendable aprender a identificar cualquier insecto que encontremos en los tallos o en el haz y el envés de las hojas de nuestras plantas. Los que se mantienen estáticos sobre las mismas suelen estar alimentándose de la sabia de las hojas, lo que puede ocasionar que enfermen. Pero probablemente también estarán algunos de sus depredadores, alimentándose de huevos o larvas de los realmente peligrosos para nuestras plantas.

Podemos realizar fotografías con el teléfono móvil que nos permitirá ampliar la imagen y detectar la presencia de huevos o larvas que pueden ser invisibles a simple vista. También realizar una búsqueda por imagen en Internet o consultar los nombres de las posibles plagas que pueden afectar a una planta determinada. A continuación, os damos algunos detalles que os permitirán identificar a los más habituales.

Ver el catálogo de ManoMano
Planta

Pulgón

De color verde, amarillo, rosado o negro, son insectos chupadores que se alimentan de la sabia de las plantas. Suelen localizarse en el envés de las hojas formando colonias más o menos numerosas.

Mosca blanca

De tamaño minúsculo, suelen detectarse al rozar o sacudir las hojas de las plantas, ya que levantan al vuelo para volver a su lugar cuando se detiene el movimiento. Se encuentran habitualmente en el envés de las hojas de las que se alimentan chupando la sabia.

Cochinilla

Podemos encontrarla sobre las hojas, en el envés y sobre los tallos. Su color puede ser blanco, pardo o grisáceo y suelen poseer una coraza que les da aspecto de lapa. La cochinilla algodonosa no tiene coraza sino un cuerpo blando y pegajoso al contacto con los dedos. 

Araña roja

La plaga suele instalarse en el envés de las hojas y en sus primeros estadios resulta prácticamente invisible a la vista, ya que el tamaño de estos ácaros es diminuto. Cuando la colonia crece, forma pequeñas telarañas para desplazarse a otras hojas o plantas, que acaban secándose.

Hormigas

Si las observáis subiendo y bajando por los tallos de las plantas, es más que probable que estén transportando pulgón. Estos dos insectos se ayudan mútuamente, y el pago que realiza el pulgón por el transporte es un néctar azucarado del que alimentan las hormigas. 

Orugas

Suelen ser larvas de mariposa en sus primeros estadios, que se alimentan de las hojas hasta llegar a su edad adulta. La mayoría son de un color verde que les permite camuflarse fácilmente aunque es sencillo detectarlos al ver las hojas comidas. La presencia de excrementos sobre las hojas, en forma de pequeñas bolitas similares a posos de café también puede permitirnos su identificación.

Las lombrices de tierra no deberían preocuparnos, y además es buena señal que estén en nuestras macetas y jardineras. Crearán galerías bajo tierra, oxigenándola, y sus excrementos aportarán nutrientes a nuestras plantas. Pero si encontramos gusanos gruesos y blancos pueden ser larvas de escarabajo que convendría retirar. 

Otros insectos

Algunas plantas sufren el ataque de insectos muy característicos. Uno de ellos es la mariposa o taladro del geranio, una polilla de color marrón que deposita sus huevos en el interior de los tallos de esta planta. Cuando eclosiona y aparece la larva, se alimenta del tejido interior de las ramas, lo que provoca enormes galerías que impiden el recorrido que debería seguir la sabia en su interior. Los geranios se secan, no florecen, y pueden acabar muriendo si no los tratamos con un insecticida específico contra esta plaga en concreto.

Ver el catálogo de ManoMano
Geranios

Ante la elección de un producto insecticida apropiado para eliminar un insecto específico de nuestras plantas, tenemos dos opciones: los fitosanitarios ecológicos y los de síntesis

Los ecológicos suelen ser más respetuosos con el medio ambiente, y pueden ser la mejor elección si se hace vida en la terraza, se come en ella, juegan los niños o tienes mascotas. 

Los de síntesis suelen tener un efecto más rápido sobre la plaga, eliminándola casi siempre por simple contacto en la primera aplicación. Los ecológicos pueden necesitar varias aplicaciones y en su mayoría son fotosensibles: se degradan con la luz del sol y por ello deben aplicarse al atardecer o a primera hora de la mañana.

En cualquiera de los dos casos, se recomienda leer atentamente las instrucciones de uso de cada uno de ellos, y seguir los consejos de aplicación por si fuera necesario utilizar gafas, mascarilla o guantes de seguridad.

La mayoría de fabricantes disponen de insecticidas polivalentes que puede servirnos para eliminar varios insectos distintos, como por ejemplo pulgón y mosca blanca. Pero en ocasiones, necesitaremos otro más específico y especialmente destinado a la plaga que queremos erradicar, como por ejemplo el de la mariposa del geranio o un acaricida si el problema es la araña roja.

Respecto a las distintas presentaciones, las más habituales son las pistolas pulverizadoras listas para su uso y los viales o concentrados para diluir en agua y pulverizar posteriormente sobre la planta con ayuda de un pulverizador.

Otros se utilizan diluyéndolos en el agua de riego y los menos habituales son los polvos, que suelen venir en envases dosificadores.

Las distintas presentaciones responden a distintas necesidades por parte del usuario: si tienes pocas plantas, un envase listo para pulverizar suele ser más que suficiente. Si se dispone de muchas, los concentrados resultan más económicos porque permite preparar más litros de producto mezclándolos con agua.

Es recomendable repetir la aplicación del producto al cabo de un número determinado de días que se especifica en las instrucciones. La mayoría de los fitosanitarios son efectivos sobre las larvas y los insectos adultos pero no sobre los huevos, que eclosionarán al cabo de pocos días, dando lugar a nuevos individuos.

Si la planta que estáis tratando es comestible, es importante prestar atención al plazo de seguridad indicado por el producto: nos indica el tiempo que debe transcurrir entre la aplicación del fitosanitario y el consumo seguro para nuestra salud de esa fruta, hortaliza o planta aromática

Ver el catálogo de ManoMano
Planta aromática

  • Una planta bien nutrida y cuidada siempre será más resistente al ataque de cualquier plaga. Es importante abonar con la regularidad necesaria, podarla si es conveniente y regarla cuando lo necesite;
  • revisar el haz y el envés de las hojas de vez en cuando nos permite detectar la presencia de insectos y actuar antes de que se conviertan en una plaga;
  • determinados insecticidas poseen una acción preventiva, por lo que podemos utilizarlos con regularidad para evitar problemas. Pero no es así en todos los productos, por lo que es conveniente revisar atentamente las instrucciones de cada fitosanitario;
  • la mayoría de plagas tienen un ciclo determinado, y suelen reproducirse con más facilidad en determinadas situaciones meteorológicas. En primavera y verano, el pulgón está más activo mientras que su presencia durante el invierno es nula. De hecho, suele pasar el invierno en forma de huevo, que habrá depositado su madre en espera de que eclosione en primavera o al subir la temperatura;
  • el invierno es un buen momento para realizar una serie de tratamientos preventivos en árboles y arbustos. Estos tratamientos se realizan con fitosanitarios destinados específicamente a eliminar huevos de insectos o a tratar determinados hongos que pueden aparecer en primavera.
Ver el catálogo de ManoMano
Regarla
Ver insecticidas y tratamientos para tus plantas

Ficha escrita por:

Ester, hortelana autodidacta, 81 fichas consejo

Ester, hortelana autodidacta

Autora de PicaronaBlog. Hortelana autodidacta, imparto talleres de huerto urbano, colaboro en medios especializados y en 2014 publiqué mi primer manual de iniciación: "Hortelanos de ciudad".

El ecommerce líder en bricolaje, casa y jardín de Europa

  • Millones de productos

    Muchos más que en una tienda, y sin necesidad de recorrer pasillos y pasillos

  • Entrega a domicilio o en punto de recogida

    Tú eliges

  • Cientos de expertos en línea

    Como tener a muchos Macgyver pero en línea