¿Cómo desatascar un lavabo o un fregadero?

¿Cómo desatascar un lavabo o un fregadero?

Jerónimo, Electricista

Ficha escrita por:

Jerónimo, Electricista

145 fichas consejo

A veces los lavabos y fregaderos se tapan con pelos, grasa, restos o residuos de jabón. Existen varios métodos para desatascarlos. Bombeo con un desatascador, desmontar el sifón, usar un muelle o un desatascador químico, estas son las cuatro mejores maneras de desatascar un lavabo o un fregadero.

Características importantes

  • Desatascar con un desatascador ventosa
  • Desmontar el sifón
  • Usar un muelle desatascador o desatascador de muelle
  • Usar un desatascador químico
Ver fregaderos de una cubeta

Cuando el desagüe de tu lavabo o fregadero es lento, o peor aún, cuando el agua se estanca y no fluye, debes desatascarlo. Empleando los métodos correctos resultará muy simple y te llevará apenas unos minutos.

En la mayoría de los casos un atasco se forma entre la válvula del desagüe y el sifón y es muy fácil eliminarlo. Si el atasco se sitúa en la tubería de desagüe, es un poco más difícil, pero sigue siendo una operación simple de hacer.

Ver el catálogo de ManoMano
Sifón
  1. Desatascar con una ventosa
  2. Desmontar el sifón
  3. Usar un muelle desatascador o desatascador de muelle
  4. Usar un desatascador químico

Cómo hacerlo

Para desatascar un lavabo de baño o un fregadero de cocina, no necesitas tener ningún conocimiento en particular. Las herramientas necesarias se limitan a menudo a un desatascador ventosa, trapos y un cubo o un recipiente. Para un atasco situado debajo del sifón, será necesario usar un muelle, pero en la mayoría de las veces basta con usar un alambre.

Tiempo de realización

Alrededor de 30 minutos

Número de personas recomendado

1 persona

Herramientas y consumibles

  • Un cubo o un recipiente;
  • un trapo;
  • una ventosa;
  • un muelle (o en su defecto un alambre de gran sección o una percha metálica)
Ver el catálogo de ManoMano
Cubo

1. Desatascar con desatascador ventosa

Antes de desmontar lo que sea, si el agua no drena en tu lavabo o fregadero, empieza intentando desatascarlo con la ventosa. Para ello, procura que en el fondo del lavabo permanezcan al menos 5 cm de agua.

Cierra el orificio de desborde con un trapo. Retira el tapón y pon el desatascador sobre el orificio de evacuación.

Deja que el agua se introduzca en la ventosa levantando levemente un lado.

Cuando la ventosa se llene de agua, apóyate sobre ella para aplastarla contra el orificio y luego haz que vuelva a su posición inicial. Repite el movimiento varias veces (como una bomba de bicicleta).

En la mayoría de los casos, al cabo de algunos movimientos de bombeo, se despeja el atasco y toda el agua fluye.

2. Desmontar el sifón

Si el intento de extraer el atasco con el desatascador ventosa es infructuoso, es probable que el sifón retenga el atasco que impide que el agua drene correctamente. Deberás desmontarlo y purgarlo.

Comienza colocando un cubo o un recipiente bajo el sifón.

Desenrosca los anillos plásticos a mano y libera el sifón de la válvula de desagüe. Deja caer el agua en el cubo o en el recipiente.

Retira luego el sifón de la tubería de desagüe. Ten cuidado en no perder las diversas juntas.

Vacía el sifón y límpialo minuciosamente. Vuelve a colocar las juntas en su lugar y rearma el sifón.

¡Haz una prueba para ver si el agua vuelve a correr por el desagüe! En nueve de diez casos, el problema se habrá resuelto y el desagüe funcionará normalmente.

3. El muelle desatascador o desatascador de muelle

Si el desatascador manual  y el desmontaje del sifón no resuelven el problema de desagüe, eso significa que el atasco está más lejos en la tubería.

En este caso, se debe desatascar con un muelle, lo que consiste en introducir un desatascador de muelle en la tubería o en su defecto un alambre de sección grande, o una percha metálica doblada.

Para colocar el muelle en el tubo de PVC, desmonta nuevamente el sifón para tener acceso a la tubería.

Introduce el muelle, girándolo al mismo tiempo en el sentido de las agujas de un reloj.

Retíralo al mismo tiempo que continúas girándolo para extraer el atasco. Mientras salgan restos de la tubería, repite la operación, empujando el muelle cada vez más lejos.

Pon en su lugar todas las juntas y vuelve a colocar el sifón. Haz una prueba de evacuación de agua.

4. Desatascador químico

Como alternativa al desmontaje del sifón y al uso del muelle puedes usar un desatascador químico.

La mayoría de los desatascadores químicos son muy corrosivos y tóxicos. Ponte guantes y gafas de protección.

Lee atentamente las precauciones de uso del producto antes de verterlo directamente en el lavabo atascado.

En la mayoría de los casos, deberás esperar varias horas. Apenas el agua comience a evacuarse correctamente tras la acción del desatascador químico, aclara copiosamente con agua y limpia tu lavabo.

Se debe tener cuidado y no abusar de este tipo de producto puesto que los desatascadores químicos tienden a corroer y alterar las juntas, además de ser muy nocivos desde un punto de vista ecológico.

Ver el catálogo de ManoMano
Las juntas
Ver fregaderos de una cubeta

Ficha escrita por:

Jerónimo, Electricista, 145 fichas consejo

Jerónimo, Electricista

Me formé como electricista y trabajé en este sector muchos años. Después me dediqué al mundo de la construcción, en elque tuve la oportunidad de coordinar, controlar y organizar varios proyectos de obra. Actualmente llevo 4 años restaurando una casa de campo con mi mujer y mi hija. Llevamos muchas horas invertidas en esa casa, y gracias a mi experiencia profesional y ahora también personal, me encantaría dar una mano a todo aquel que tenga dudas sobre el bricolaje y aconsejarle en algunos asuntos.

El ecommerce líder en bricolaje, casa y jardín de Europa

  • Millones de productos

    Muchos más que en una tienda, y sin necesidad de recorrer pasillos y pasillos

  • Entrega a domicilio o en punto de recogida

    Tú eliges

  • Cientos de expertos en línea

    Como tener a muchos Macgyver pero en línea